jueves, 11 de septiembre de 2014

Patatas Cajún con salsa de yogurt

Ingredientes:

4 patatas de tamaño mediano
Sal
Pimienta molida
Pimentón picante o dulce
Orégano
Tomillo
Cebolla en polvo
Ajo en polvo
3 cucharadas de aceite de oliva

Salsa de yogurt


Preparación:

Precalentamos el horno a 250 grados mientras preparamos las patatas.

Lavamos las patatas con la piel y las cortamos en gajos. Las colocamos en una fuente o en un tupper que queden holgadas y comenzamos a añadirles los ingredientes. Dejamos el aceite para lo último y cuando tenemos todos los ingredientes las removemos con una cuchara para que se impregnen bien.

Yo he utilizado un tupper para  poder taparlo y darle vueltas con todo dentro, es más práctico y mancháis menos.

En una fuente de horno colocamos un papel sulfurizado, y vamos colocando los gajos ordenadamente sin que estén amontonados.

Según sean de tamaño estarán más o menos tiempo, pero yo aconsejo mirar a los 30 minutos.


Para la salsa de yogurt.

2 yogures naturales
1 diente de ajo picado
1 cucharadita de albahaca picada
1 pizca de sal
1 pizca de pimienta negra
1 cucharada de jugo de limón
2 cucharadas de aceite de oliva


Añadimos los yogures en un bol y  después los ingredientes picados muy finitos, mezclamos bien con el aceite de oliva y el zumo de limón.











NOTA:
Yo he utilizado una salsa de yogurt comprada por que si no vas a hacer muchas patatas para evitar que sobre, cualquier salsa de yogurt comprada da muy buen resultado. El fin de la salsa es que al mojar en ella las patatas se realza el sabor de los ingredientes del aliño.


4 comentarios:

Evelyn dijo...

Riquísimas y tan sencillas. Besiños.

LA MANZANA VERDE dijo...

Hola amiga, unas patatas riquisimas, me encantan, te invito a mi nuevo blog, www.proyectojuliachild.blogspot.com un saludo de sole

Debora de lucas dijo...

muy ricas las papas ¡¡¡¡ son un acompañante perfecto ¡¡¡¡ beotes

Susana dijo...

Muchas gracias chicas, me encanta la receta por que las patatas son super económicas y con cuatro ingredientes haces un plato estupendo.