miércoles, 14 de diciembre de 2016

Empanada de cecina, queso de cabra y cebolla caramelizada

Ingredientes:

2 láminas de hojaldre congelado
10 lonchas de cecina
1 rulo de queso de cabra
2 cebollas tamaño mediano
3 cucharadas de azúcar moreno
Aceite de oliva
Pizca de sal
Huevo para pintar el hojaldre
Opcional unas semillas de sésamo ( decoración)


Preparación:

Comenzamos descongelando las láminas de hojaldre según nos indique el fabricante. El tiempo más o menos es el de la preparación de la cebolla si lo dejamos fuera de la caja a temperatura ambiente. No tiene que descongelarse del todo por que sino se nos quedará muy blando y no lo podremos manejar.

En una sartén con un par de cucharadas de aceite de oliva ponemos la cebolla cortada en juliana, añadimos una pizca de sal y en cuanto esté pochadita (blandita) añadimos las cucharadas de azúcar moreno y vamos moviendo hasta que vemos que está con un color dorado. Sacamos a un bol escurrida del jugo que haya podido soltar y reservamos.

Abrimos una lámina de hojaldre sobre un papel y la bandeja de horno y sin aplastarla vamos poniendo las lonchas de cecina, hay que cubrir la base, la cantidad una vez esté cubierta es al gusto de cada uno.

Precalentamos el horno a 160ºC.

Sobre la cecina colocamos el rulo, yo utilizo un rulo de los pequeños y más o menos me salieron unas 9 rodajas, las colocamos sobre la cecina, bien distribuidas, al derretirse ocupan toda la base. Por encima del queso la cebolla caramelizada, y tapamos con la otra lámina de hojaldre.

Ahora que lo tenemos todo sellamos con los dientes de un tenedor todo el borde de la masa. Pintamos con huevo y si nos apetece añadimos un poco de sésamo, le da un toque genial al quedarse tostado.


Horneamos unos 20 minutos o hasta que el hojaldre esté dorado, depende del horno.



Es una receta espectacular por el contraste dulce-salado y por el hojaldre crujiente. Un éxito para estas fiestas, alguien se anima???